Mantecados de chocolate

Mantecados de chocolate

mantecados

¡Hola a tod@s! Por fin hemos llegado a esta época del año que tanto gusta a muchos, no sólo por como lo viven los niños, las luces, los regalos, las reuniones familiares…sino también por su gastronomía, porqué no decirlo. Es la época que esperamos con ansia para poder comer turrón, polvorones, mantecados, mazapanes, roscón…y un sinfín de manjares que hacen las delicias de los más golosos. Para ayudaros un poco estas fechas a que deleitéis a los vuestros con dulces caseros, hoy os traigo estos mantecados de chocolate.

Para quién no sepa la diferencia entre mantecado y polvorón, os cuento que los mantecados son originarios de Andalucía, al igual que los polvorones. Que siempre siempre se hacen con manteca de cerdo (por una cuestión de excedente de cerdos por allá cuando se inventaron) y la harina y/o almendra que llevan NO está tostada. En el caso del polvorón, puede hacerse con manteca de cerdo o bien con aceite de oliva, y la harina y almendra molida que contienen siempre ha de estar tostada. Aunque parezca poca cosa la diferencia al paladar es mucha, y el polvorón auténtico se deshace en la boca que es una maravilla, aunque puede que como yo, tengáis por costumbre «espachurrarlos» antes de comerlos. Cuestión de gustos, ¿no? 

mantecados_choco

Ingredientes:

  • 470 gramos de harina de trigo
  • 130 gramos de harina de almendra
  • 30 gramos de cacao en polvo puro
  • 250 gramos de manteca de cerdo
  • 175 gramos de azúcar glas
  • 1 cucharadita de canela

Preparación:

  1. Lo primero que haremos será tamizar la harina de trigo, la almendra molida  y el cacao en polvo junto con el azúcar glas.
  2. Ahora agregamos esta mezcla al vaso de la batidora (de vaso, thermomix, robot…) junto con la manteca de cerdo y la canela. Batimos hasta que esté justo integrado. Nos quedará una bola un poco pastosa.
  3. Lo siguiente será estirar nuestra «bola» de masa entre dos papeles de horno con ayuda de un rodillo y dejarla de un grosor aproximado de 1 cm. Una vez estirada la llevamos a enfriar mínimo 1 hora a la nevera o 20 minutos al congelador.
  4. Pasado el tiempo, con ayuda de un cortador de pastas de la forma que queramos vamos cortando nuestros mantecados. Con el sobrante de masa volvemos a hacer una bola, estiramos, enfriamos y repetimos.
  5. Disponemos nuestros mantecados sobre una bandeja de horno cubierta por un papel vegetal y horneamos unos 10-12 minutos a 225º. Dependerá un poco del tamaño al que los hayáis dejado.
  6. Finalmente, y una vez horneados, ni se os ocurra tocarlos hasta que estén totalmente enfriados, pues se romperían de mirarlos. Una vez listos, espolvoreamos con azúcar glas (opcional) y envolvemos (importantísimo). Si no disponemos de papelillos para envolver los guardamos en una bandeja protegidos por papel de cocina y papel de plata.

mantecados_chocolate

¿Habéis visto que no tienen complicación alguna? Son rápidos, fáciles y los ingredientes se encuentran muy fácilmente en cualquier supermercado. Puede que la manteca de cerdo os suene a chino pero os aseguro que está en cualquier súper.

Y con esto me despido por hoy, ya sabéis que si tenéis cualquier duda sólo tenéis que escribirme o dejarme un comentario, yo encantada de contestaros. Besos a tod@s y hasta la semana que viene!

Andrea