Bundt Cake Cinnamon Rolls

Bundt Cake Cinnamon Rolls

rolls_bundt

¡Hola a tod@s! De nuevo como cada lunes vengo con una receta fácil y rica, se trata de este Bundt Cake Cinnamon Rolls. Sí, lo sé, a algunos este nombre os sonará a chino mandarino y pensaréis que me he vuelto loca. Pero nada más lejos de la realidad. A  este “bizcocho” se le llama Bundt Cake por los famosos moldes de la marca Nordic Ware, os hablo un poco de ellos en la entrada del Bundt Cake Red Velvet. Y Cinnamon Rolls significa rollos de canela. Estos rollos de canela surgieron en Suecia y Dinamarca y se popularizaron tanto hasta ser parte tradicional de la repostería de Estados Unidos.

Consisten en una masa tipo brioche que necesita de varios levados, y un relleno de azúcar y canela. La complejidad (o tiempo) que requieren estos rollos hacen que surja este tipo de bizcocho, que si bien no es idéntico, deja un sabor muy parecido en el paladar, sin nada que envidiar a los famosos rollos de canela originales. Así que poneos manos a la obra porque este Bundt Cake no dejará indiferente a nadie.

bundt_cake

Ingredientes:

Bundt Cake:

  • 300 gramos de azúcar
  • 200 gramos de mantequilla a temperatura ambiente
  • Un yogur griego natural sin azúcar (220 gramos)
  • 325 gramos de harina
  • 30 gramos de Maizena o almidón de maiz
  • 4 huevos L
  • Una pizca de sal
  • 1 cucharadita de levadura química en polvo (2,5 gramos)
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico (2,5 gramos)

Relleno de canela:

  • 20 gramos de canela
  • 30 gramos de azúcar moreno
  • 30 gramos de azúcar blanco

Salsa de Toffe:

  • 25 gramos de mantequilla
  • 50 gramos de nata líquida 35%M.G.
  • 100 gramos de azúcar glas
  • 50 gramos de azúcar moreno

Preparación:

  1. Lo primero que haremos será batir el azúcar con la mantequilla pomada hasta que blanquee, unos 5 minutos.
  2. Vamos añadiendo los huevos, uno a uno, hasta que estén bien integrados.
  3. Añadir la sal y el yogur griego.
  4. Ahora tamizamos sobre la mezcla las harinas junto con la levadura y el bicarbonato e integramos con una espátula de silicona lo justo hasta que esté bien mezclado, procurando no sobrebatir la masa.
  5. Vertemos la mitad de esta mezcla en nuestro molde para bundt cake previamente engrasado. Tendréis que tener paciencia, pues esta masa es bastante densa y cuesta un poquito llegar a todos los rinconcitos del molde. 
  6. Alisamos la supercie con una espátula y damos unos golpecitos al molde sobre un trapo en una encimera, para aseagurarnos de que llegamos bien a todo el molde. Ahora añadimos el relleno de canela, para ello mezclamos los azúcares y la canela en un bol aparte, y una vez listo lo añadimos sobre la masa del molde, cubriendo bien todo.
  7. Por último vertemos la otra mitad de masa con mucho cuidado y volvemos a golpear un poquito sobre un trapo.
  8. Finalmente horneamos entre 45-55 minutos a 175º. Una vez pasado el tiempo comprobamos con un palillo que el bizcocho está hecho y salen miguitas secas en lugar de masa aún cruda. Dejamos enfriar 10-15 minutos sobre una rejilla y desmoldamos con cuidado. Mientras termina de enfriarse preparamos la salsa de Toffe.

Salsa de Toffe:

  1. Calentamos en un cazo la mantequilla junto con nata y el azúcar. Primero a fuego lento hasta que se nos disuelva el azúcar, y después esperamos a que de un hervor.
  2. Cuando ya lo tengamos retiramos del fuego y añadimos el azúcar glas tamizado, e integramos bien con una espátula de silicona. Esta salsa estará calentita, pero estará perfecta para glasear nuestro Bundt Cake, pues después endurece bastante. Si nos ocurriera esto, siempre podemos calentarla un pelín en el microondas.

bundt_cinnamon

Este bundt puede acompañarse de un glaseado de azúcar como el que llevan los auténticos Cinnamon Rolls, o con un frosting de queso crema, pero a mi como más me gusta es con esta salsa de caramelo Toffe. Pero ya sabéis, esto es a gustos y a base de probar y probar iréis descubriendo vuestras combinaciones favoritas. Para terminar he decorado con un poco de almendra crocanti por encima del glaseado, pero ya os digo que es totalmente opcional. Y con esto os dejo hasta la semana que viene, espero que disfrutéis la semana ¡y probéis a preparar algo rico!

 

Andrea

 

 

 

 

 

 

 

Bundt Cake Red Velvet

Bundt Cake Red Velvet

velvet_bundt

¡Hola a todos! ¿Cómo lleváis las fiestas? Seguro que tenéis un montón de ideas para preparar estos días, la ilusión que hace preparar esos dulces típicos ¿verdad? Hoy os traigo una receta infalible y deliciosa, que luce muchísimo en las mesas navideñas gracias a su color rojo; me refiero a este Bund Cake Red Velvet. Este bizcocho podría hacerse en un molde normal si se quisiera, pero os recomiendo encarecidamente que invirtáis en un molde Nordic Ware, que es con el cual se realiza perfectamente este tipo de bizcocho. Los moldes Nordic tienen un tubo central hueco, por el cual circula el aire para que se haga perfectamente por todos los lados por igual y “crezca” el punto exacto. Por eso siempre hay que hornearlo sobre la rejilla del horno, si lo hiciéramos sobre bandeja no dejaríamos que circulara el aire. Además están hechos de material de 1ª calidad y tienen unas formas preciosas. Como veis soy fanática de este tipo de moldes, que conste que sólo tengo dos, pero os aseguro que duran años y años y años, todavía no he tenido que reponer ninguno de los dos. Si les dais un buen uso y los limpiáis correctamente, os durarán toda la vida.

Después de esta breve explicación, os dejo con la lista de ingredientes.

bundt_cake_velvet

Ingredientes (para un molde de unos 18cm):

  • 175 gramos de mantequilla
  • 300 gramos de azúcar
  • 375 gramos de harina
  • 3 huevos L
  • 25 gramos de cacao en polvo Puro
  • 250 ml de leche
  • 2 cucharaditas de vinagre blanco
  • Una pizca de sal
  • Colorante rojo al gusto
  • 1 cucharadita de bicarbonato

Ingredientes para el frosting de queso crema:

  • 200 gramos de queso crema tipo Philadelphia
  • 150 gramos de azúcar glas

Preparación:

  1. Lo primero que haremos será preparar el “buttermilk”. Esto se consigue añadiendo una de las cucharaditas de vinagre blanco a la leche. Dejamos reposar 10 minutos hasta que se corte. Una vez pasado el tiempo añadimos el colorante rojo, unas dos cucharaditas. Removemos bien.
  2. Lo siguiente será batir la mantequilla junto con el azúcar hasta blanquear. Después añadimos los huevos, uno a uno, la pizca de sal, la otra cucharadita de vinagre y finalmente el “buttermilk” ya teñido de rojo.
  3. Ahora tamizamos la harina junto con el bicarbonato y el cacao. La añadimos a la mezcla anterior y batimos justo hasta que esté integrada, pero procurando que no quede ni un poquito de harina sin integrar.
  4. Es momento de preparar nuestro molde, rociamos con spray desmoldante o untamos muy bien con mantequilla, llegando bien a cada rinconcito. Vertemos nuestra mezcla.
  5. Damos unos golpecitos secos a nuestro molde encima de una encimera para quitar las posibles burbujitas de aire que hayan podido salir. Horneamos 50-60 minutos a 175º o hasta que al pinchar un palito de brocheta éste salga limpio.
  6. Dejamos enfriar unos 10 minutos y acto seguido desmoldamos sobre una rejilla, para que termine de enfriarse por completo.
  7. Para el frosting de queso, sólo tendremos que batir el queso junto con el azúcar glas tamizado hast que tengamos una mezcla perfectamente homogénea. Yo la preparo siempre el día de antes para que coja más cuerpo. Y ahora sí bañamos nuestro bundt como más nos guste.

velvet_bundt_cake

Y con este trocito tan hermoso me despido de vosotros hasta la próxima entrada, espero que paséis buenos días y deleitéis a los vuestros con cositas hechas por vosotros mismos. Un besote a todos!

 

Andrea