Un clásico de siempre: Arroz con leche

Arroz con leche

arroz con leche

¡Hola de nuevo! Hoy os traigo un postre de los de toda la vida, de esos que nos hacían nuestras abuelas y madres y tías y…..¡y que está riquísimo!. Os hablo por supuesto del arroz con leche.

El arroz con leche es algo que no a todo el mundo le gusta, pero que a quién le gusta…¡le vuelve loco! Para quién piense que es un postre «tipical Spanish» decirle que nada más lejos de la realidad, es un postre típico mexicano, y al igual que aquí la leche suele cocerse con cáscara de limón, en México es mucho más típico cocerla con piel de naranja. Creo que esta receta merecía una entrada en mi blog, pues es un postre que desgraciadamente se está perdiendo, nosotros hemos crecido con él, pero hoy en día le preguntas a un niño o adolescente si sabe lo que es el arroz con leche y seguramente te mire con cara de: ¿pero qué dice esta señora? ¿arroz CON leche?? acompañado de una cara de circunstancia…así que…manos a la olla y a ¡¡recuperar nuestros postres de infancia!!

Ingredientes (para 4 personas):

  • 1 litro de leche entera
  • 1 vaso lleno de arroz redondo
  • Las cáscaras de un limón y de una naranja
  • 1 rama de canela
  • 50 gramos de azúcar blanco
  • Canela en polvo para decorar

Preparación:

  1. Comenzamos hirviendo el arroz en agua durante sólo 10 minutos, para empezar a ablandarlo. Una vez pasados 10 minutos desde que rompa a hervir, retiramos, pasamos por un colador y lo ponemos bajo el grifo para limpiarlo.
  2. Calentamos la leche con el azúcar, la rama de canela y las cáscaras de limón y naranja. Cuando comience a hervir añadimos el arroz y terminamos de cocer durante otros 10-15 minutos, esto depende un poco de cómo os guste el arroz a vosotros.
  3. Una vez cocido retiramos la rama de canela y las cáscaras y con ayuda de un cazo servimos en boles individuales. Una vez templado espolvoreamos con canela molida y ¡a enfriar a la nevera!
arroz con leche

Cómo veis no tiene mayor complicación, y si un día hacéis torrijas y os sobra leche, no la tiréis, coladla y empleadla para hacer este fantástico arroz con leche. Y si queréis hacerlo de chocolate (sí, se puede!!) sólo tenéis que añadir a la leche del segundo paso 2 cucharadas soperas de cacao en polvo. ¡Hasta la próxima!

Andrea

¿Te apetece compartir?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *